Resources

¿Aceptarán finalmente las Partes en el Convenio sobre la Diversidad Biológica las soluciones propuestas para detener la pérdida de diversidad biológica que también beneficien a las comunidades forestales?

¡Siga a representantes de comunidades indígenas y locales en Nagoya a través de Internet! La 10.ª Conferencia de las Partes (COP 10) en el Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB), que comienza hoy, 18 de octubre de 2010, en Nagoya, Japón, es crucial para todos los pueblos de los bosques: sus gobiernos llegarán a nuevos acuerdos sobre la conservación, utilización y desarrollo de las riquezas naturales del mundo. Como la mayoría de estos recursos se encuentran en territorios de pueblos indígenas, las indicaciones futuras del Convenio tendrán impactos de gran alcance en las tierras, medios de subsistencia y formas de vida de los pueblos de los bosques. ¿Recibirán la atención que merecen las positivas contribuciones de las comunidades de los bosques a la diversidad biológica mundial y se respetarán sus intereses y derechos? ¿O se verán limitadas a unos cuantos párrafos secundarios en las decisiones de la COP 10?

Bangladesh - Ciclón Aila: el sufrimiento continúa un año después

El ciclón Aila azotó el cinturón costero del sudoeste de Bangladesh, más concretamente los distritos de Satkhira y Khulna, el 25 de mayo de 2009, afectando a casi 2,3 millones de personas y matando inmediatamente 325 víctimas. La marejada ciclónica, que midió entre 10 y 13 metros, inundó la región y arrolló un número enorme de casas, cabezas de ganado, cultivos y otros recursos en muy poco tiempo.

El ciclón Aila arrasa la costa de Bangladesh - ¿Otra víctima del cambio climático?

El 25 de mayo el ciclón Aila arrolló los pueblos de los usuarios tradicionales de los recursos del bosque Sundarbans de Bangladesh. Catástrofes como la del Aila (2009) y el Sidr (2007) han obligado a más de un millón de personas a abandonar sus hogares y emigrar a otras regiones. Kushal Roy, investigador superior asociado de la organización Unnayan Onneshan (socia del FPP), ha informado de la destrucción que Aila ha dejado a su paso y pregunta si los crecientemente volátiles patrones meteorológicos son resultado directo del cambio climático mundial.