Resources

Diálogo del Forest Peoples Programme sobre el monitoreo, reporte y verificación basados en la comunidad

Entre el 16 y el 19 de noviembre de 2015 el FPP organizó, en colaboración con sus socios locales que trabajan a lo largo de toda la región de África, una reunión en Yaundé, Camerún, para tratar el tema del monitoreo, reporte y verificación (MRV). El objetivo de esta reunión fue desarrollar un enfoque común para el monitoreo basado en la comunidad y establecer indicadores y herramientas apropiados para el MRV que el FPP y sus socios puedan integrar en todas sus iniciativas sobre el terreno para garantizar los derechos de las comunidades de los bosques.

Una presa de Inga en la RDC provocará el reasentamiento de hasta 20 000 personas

En marzo de 2014 el Directorio Ejecutivo del Banco Mundial dio su aprobación final para una subvención de 73 millones de dólares americanos destinada a la construcción de la presa de Inga 3 en el río Congo, en la provincia de Bas-Congo de la República Democrática del Congo. La presa de Inga 3 representa la primera fase de un enorme programa para crear la red hidroeléctrica más grande y potente del mundo, que superaría incluso a la represa de las Tres Gargantas en China. Compuesta por una pared y seis centrales hidroeléctricas, su construcción dará lugar a la inundación del Valle de Bundi, convirtiéndolo en un lago gigante paralelo al río Congo. 

Garantizando los derechos de tenencia para los pueblos indígenas y las comunidades locales en la República Democrática del Congo: Posibilidades y desafíos del decreto de silvicultura comunitaria firmado recientemente

En los últimos meses se han presentado algunas ganancias significativas en el camino hacia la obtención de la garantía de los derechos forestales de las comunidades en la República Democrática del Congo (RDC). El 2 de agosto de 2014, el tan esperado decreto de silvicultura comunitaria (CFD por sus siglas en inglés) fue firmado finalmente por el Primer Ministro congoleño. Esto se consideró como una mejora notable al régimen de gobernanza forestal y de tenencia de la tierra en la RDC. Las organizaciones de la sociedad civil y las comunidades indígenas y locales han esperado este decreto con mucha esperanza desde la adopción del Código Forestal en 2002, abriendo el camino para un nuevo marco de gobernanza forestal.*

El Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer debe prestar especial atención a la situación vulnerable de las mujeres indígenas en la RDC

Quince organizaciones que trabajan con mujeres indígenas, incluido el Forest Peoples Programme, se han aliado para resaltar la injusticia y las múltiples formas de discriminación que sufren las mujeres indígenas de la República Democrática del Congo (RDC) ante el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (el Comité). De acuerdo con el procedimiento del Comité para examinar los informes periódicos que los Estados partes están obligados a presentar cada cuatro años, en los que los Estados describen las medidas legislativas, judiciales, administrativas y de otro tipo que han adoptado para aplicar las disposiciones de la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (la Convención), el Comité estudiará el informe de la RDC con fecha del 11 de julio de 2013 en presencia de una delegación de representantes del gobierno congoleño. Esta reunión y sus procedimientos pueden verse en vivo en línea en el sitio internet: http://www.treatybodywebcast.org/

Homenaje: Réseau CREF - “los ecosistemas forestales para beneficio de la humanidad”

Celebrando 10 años de defensa de los derechos de las comunidades forestales y la conservación de los bosques de la RDC

La Réseau pour la Conservation et la Réhabilitation des Ecosystèmes Forestiers (Red para la Conservación y Rehabilitación de los Ecosistemas Forestales), Réseau CREF, es una organización sin ánimo de lucro fundada el 20 de mayo de 2003 en Kanyabayonga, territorio de Lubero, en la provincia de Kivu del Norte de la República Democrática del Congo (RDC). Se trata de una red de organizaciones no gubernamentales que cubren seis territorios (Walikale, Masisi, Nyiragongo, Rutshuru, Lubero y Beni) y tres ciudades (Beni, Butembo y Goma) de la provincia de Kivu del Norte. El Forest Peoples Programme empezó a trabajar con la Réseau CREF hace casi dos años (2011), cuando dicha organización pasó a ser uno de los socios que participaban en el proyecto «Financiación de la REDD, derechos humanos y desarrollo económico para una reducción sostenible de la pobreza de las comunidades de los bosques de la República Democrática del Congo».

Experiencias de los pueblos indígenas de África con las políticas de salvaguardia - Ejemplos de Camerún y la cuenca del Congo

Samuel Nnah Ndobe

La noción de «pueblo indígena» ha sido muy controvertida en África. Hay quienes consideran que todos los africanos son pueblos indígenas liberados de los poderes coloniales, mientras que otros simplemente hacen hincapié en que es muy difícil determinar quién es indígena en África. El establecimiento en 2001 de un Grupo de Trabajo sobre las Poblaciones/Comunidades Indígenas por parte de la Comisión Africana de Derechos Humanos y de los Pueblos (CADHP) y el informe presentado por dicho grupo ante la CADHP y adoptado por ésta en 2003, han dado una nueva perspectiva a este problema. En ese informe se aceptaba unánimemente por primera vez la existencia de pueblos indígenas en África, y eso generó debates sobre cómo los diferentes países del continente podrían empezar a integrar los derechos de estos pueblos en la corriente predominante de los derechos humanos. Los pueblos indígenas del centro de África incluyen el pueblo comúnmente llamado Pigmeo, que se dedica principalmente a la caza y la recolección, y una serie de pueblos que se dedican al pastoreo. Estos pueblos aún sufren discriminación y desprecio como consecuencia del despojo de su tierra y la destrucción de sus medios de vida, sus culturas e identidades, la pobreza extrema, la falta de acceso y participación en la toma de decisiones políticas , y la falta de acceso a las instalaciones educativas y sanitarias.

De concesiones madereras a concesiones de carbono: ¿Qué diferencia hay para las comunidades de la República Democrática del Congo?

En 2011 la empresa privada canadiense Ecosystem Restoration Associates (ERA) y el Gobierno de la RDC firmaron un contrato de gestión de lo que había sido una concesión de explotación forestal de casi 300 000 hectáreas que linda con la parte occidental del lago Mai Ndombe en la provincia de Bandundu[1].  La finalidad de este acuerdo era preparar la concesión para vender carbono en el mercado internacional.  Hasta un 50% de esta concesión se solapa con las tierras consuetudinarias de comunidades indígenas y locales. En la actualidad, ERA está asociada con Wildlife Works, una gran empresa de desarrollo y manejo de proyectos de REDD+.

República Democrática del Congo: talleres jurídicos en Bukavu, Boma y Kinshasa, por una mejor protección de los derechos de las comunidades de los bosques

En julio y agosto de 2012 tres organizaciones de la sociedad civil de la República Democrática del Congo (RDC), Actions pour les Droits, l’Environnement et la Vie (ADEV), Centre d’Accompagnement des Autochtones Pygmées et Minoritaires Vulnérables (CAMV) y Cercle pour la défense de l’environnement (CEDEN), organizaron una serie de talleres jurídicos en colaboración con el Forest Peoples Programme y con ayuda financiera de la Agencia Sueca de Cooperación Internacional para el Desarrollo (SIDA). La finalidad principal de los talleres era reforzar la capacidad jurídica de estas organizaciones y promover una mejor comprensión de los derechos de los pueblos indígenas y las comunidades locales a la tierra y los recursos naturales, así como una mejor comprensión de los mecanismos disponibles para reivindicar y defender los derechos de las comunidades en el proceso de REDD+ en la RDC.

La República Democrática del Congo confirma su compromiso con el consentimiento libre, previo e informado

Diálogo sobre el terreno en torno al CLPI y la REDD en el seno del foro TFD en la República Democrática del Congo, 21 – 25 de mayo de 2012

El Forest Peoples Programme (FPP) y sus socios Action pour le Developpement, l’Environnement et la Vie (ADEV) y el Cercle pour la Défense de l’Environnement (CEDEN) de la República Democrática del Congo (RDC) fueron los anfitriones de un diálogo sobre el consentimiento libre, previo e informado (CLPI) celebrado en el seno del foro The Forest Dialogue (El diálogo sobre los bosques o TFD) en Kinshasa, RDC, el pasado mes de mayo. Esta reunión fue la segunda de una serie de diálogos sobre el terreno que se ha planificado con la finalidad principal de explorar cómo los organismos gubernamentales, las empresas comerciales y las organizaciones no gubernamentales deberían respetar en la práctica el derecho de los pueblos indígenas y las comunidades locales a dar o denegar su consentimiento libre, previo e informado, a través de sus organizaciones representativas libremente elegidas, para actividades que puedan afectar a sus derechos.

Grupos de la sociedad civil de la RDC suspenden su participación en el Proceso Nacional de Coordinación de la REDD

A finales de junio varias organizaciones de la sociedad civil que están haciendo un seguimiento de las políticas de REDD+ en la República Democrática del Congo (RDC) enviaron cartas abiertas al Fondo Cooperativo para el Carbono de los Bosques (FCPF) del Banco Mundial y al Ministro de Medio Ambiente de la RDC, expresando una gran preocupación por la falta de participación efectiva del público y las comunidades en la formulación de la política nacional de REDD+ (véanse los enlaces al final de este artículo). El “Groupe de Travail Climat REDD” o GTCR (Grupo de Trabajo sobre el Clima y el programa REDD), que escribió las cartas y está compuesto por una amplia gama de ONG de medio ambiente y de desarrollo nacionales y locales en la RDC, está insistiendo en que se reorganicen las estructuras de gobernanza de la REDD en dicho país, para asegurar tanto la descentralización como una participación significativa de la sociedad civil y los pueblos de los bosques en la formulación de las políticas forestal y climática a todos los niveles.

Comunidades locales pasadas por alto en concesiones de carbono de la República Democrática del Congo

En 2011 la empresa privada canadiense Ecosystem Restoration Associates (ERA) y el Gobierno de la República Democrática del Congo firmaron un contrato de gestión de lo que había sido una concesión de explotación forestal de casi 300 000 hectáreas que linda con la parte occidental del lago Mai Ndombe en la provincia de Bandundu. El principal objetivo del proyecto de ERA es el comercio de carbono y la generación de créditos de carbono mediante la conservación y mejora del bosque. Como parte de nuestro proyecto mundial de apoyo a comunidades ubicadas en zonas donde se están desarrollando proyectos piloto de REDD, y en la República Democrática del Congo, en marzo de 2012 varios miembros del Forest Peoples Programme o FPP (Programa para los pueblos de los Bosques) y del Cercle pour la défense de l’environnement o CEDEN (Círculo para la defensa del medio ambiente) viajamos a esta región para mantener reuniones con los líderes consuetudinarios de 6 comunidades que viven dentro de la zona de la concesión de ERA. El objetivo de estas reuniones era ver personalmente qué estaba pasando y averiguar el nivel de detalle con el que las comunidades habían sido informadas de los fines, objetivos y modo de actuar del personal de ERA.

La Agencia Sueca de Cooperación Internacional para el Desarrollo apoya al Forest Peoples Programme para ayudar a comunidades forestales afectadas por la REDD en la República Democrática del Congo

En lo que se refiere a la riqueza de los recursos naturales, la República Democrática del Congo (RDC) es uno de los países más ricos de África. Sin embargo sus ciudadanos se cuentan entre  los más pobres del mundo. Aquí viven algunas de las comunidades más empobrecidas y políticamente marginalizadas: comunidades indígenas y forestales locales. Dependen principalmente de los bosques y otros recursos naturales para asegurar  su forma de vida básica: la caza y la recolección de subsistencia en los bosques, y la agricultura a pequeña escala. Actualmente estos pueblos de los bosques tienen muy poca o ninguna influencia en las decisiones nacionales y provinciales sobre la forma en que los grupos comerciales o de conservación van a utilizar sus tierras consuetudinarias, y a menudo los intereses de esos grupos no coinciden con las necesidades, las prioridades y los derechos humanos básicos de las comunidades forestales.

La RDC tiene abundantes recursos naturales y una enorme diversidad biológica forestal. Desde el período colonial sus bosques se han visto sometidos a numerosas presiones por parte de empresas comerciales, entre ellas madereras, mineras, de exploración petrolera y agroindustriales. Muchos millones de hectáreas de bosques de la RDC ya han sido explotados con fines madereros y mineros, y hay planificados muchos más proyectos de explotación. Entre ellos se incluye un enorme proyecto de infraestructura para conectar distintos puntos de un país del tamaño de Europa occidental, así como gigantescas plantaciones de palma de aceite y otros cultivos.

Los derechos de los pueblos de los bosques de la cuenca del Congo y su participación en los beneficios de la REDD

Varios miembros del personal del Forest Peoples Programme (Programa para los Pueblos de los Bosques) visitaron recientemente las comunidades de los bosques de la provincia de Equateur, República Democrática del Congo (RDC), a las que han estado apoyando desde 2009 compartiendo información y llevando a cabo reuniones de consulta sobre la REDD y la prevención de conflictos. Durante los talleres formativos y las visitas de supervisión de proyectos, el FPP y su socio local CEDEN (siglas en francés para Cercle pour la defense de l'environnement, Círculo para la defensa del medio ambiente) celebraron reuniones públicas con alrededor 2000 personas de los pueblos de los bosques de toda la zona de conservación de Lac Tumba. Junto con la región de Mai Ndombe que se adentra en la provincia de Bandundu más al sur, la zona de conservación de Lac Tumba recibe fondos para proyectos pilotos de REDD como parte de los esfuerzos de la RDC para proteger sus bosques en cumplimiento de acuerdos mundiales de control climático.