Resources

Información para la prensa - Un nuevo estudio indica que la REDD podría marginalizar a los pueblos indígenas y las comunidades locales de Camerún

Un nuevo informe publicado por el Forest Peoples Programme ofrece una reseña crítica y detallada de los aspectos sociales de los proyectos destinados a reducir las emisiones derivadas de la deforestación y la degradación de los bosques (REDD) en Camerún. REDD and Rights In Cameroon: A review of the treatment of Indigenous Peoples and local communities in policies and projects (La REDD y los derechos en Camerún: examen del tratamiento de los pueblos indígenas y las comunidades locales en políticas y proyectos) indica que es poco probable que los pueblos indígenas y las comunidades locales se beneficien de la REDD tal y como está planteada actualmente, e incluso podrían verse perjudicados.

A pesar de que el proceso nacional de «preparación para la REDD» de Camerún aún está en sus primeras fases, por todo el país están proliferando lo que se denomina proyectos «piloto» o subnacionales, afectando posiblemente a un 30% de la superficie forestal. Muchas organizaciones están apresurándose a realizar proyectos de REDD sin pensar necesariamente en los pueblos que viven en esos bosques y que los han estado cuidando.

Lanzamiento de una guía sobre los derechos de las mujeres indígenas en África

A finales de abril de 2011, durante la sesión de la Comisión Africana sobre los Derechos Humanos y de los Pueblos en Banjul, Gambia, se presentará una guía titulada Indigenous women’s rights and the African human rights system: a toolkit on mechanisms (Los derechos de las mujeres y el sistema africano de derechos humanos: guía de mecanismos). Para la elaboración de esta guía los autores consultaron a socios locales, regionales e internacionales que trabajan con mujeres indígenas y organizaciones de pueblos indígenas. Consta de una serie de notas informativas que reseñan las normas sobre derechos humanos que conciernen a las mujeres indígenas de África, así como los diferentes mecanismos disponibles para promover y asegurar la protección de estos derechos. La finalidad de la guía es proporcionar a las ONG y a las organizaciones de mujeres indígenas de África un recurso útil que les ayude a utilizar de forma eficaz los distintos mecanismos africanos de derechos humanos. La guía estará disponible en Internet y el lanzamiento estará presidido por la comisionada Soyata Maïga, relatora especial sobre los derechos de la mujer en África, quien también contribuyó a la guía. Para obtener una vista previa de dos notas informativas de la publicación haga clic aquí: 

Information note 1: The African Commission on Human and Peoples' Rights

Information note 3: The Special Rapporteur on the Rights of Women in Africa: A mechanism for promoting the rights of women throughout the African continent

Una decisión sobre los derechos de los Endorois como pueblo indígena encauza una reunión de ámbito regional en África

Los derechos territoriales de los pueblos indígenas y los derechos humanos de las comunidades minoritarias fueron debatidos en Kampala, Uganda, el 4 de marzo de 2011 durante el Diálogo Regional del Este de África sobre los Derechos de las Comunidades Minoritarias.  El evento fue el resultado de la colaboración de muchas organizaciones nacionales e internacionales, incluida la United Organisation for Batwa Development (Organización Unida para el Desarrollo Batwa) de Uganda, el Forest Peoples Programme, Minority Rights Group International (Grupo pro Derechos de las Minorías), el Institute for Law & Environmental Governance (Instituto de Derecho y de Gobernanza Ambiental), la Uganda Land Alliance (Alianza de Uganda por la Tierra) y la Advocates Coalition for Development and Environment (Coalición de Defensores del Desarrollo y el Medio Ambiente).  El diálogo fue mantenido por representantes de pueblos indígenas y de comunidades minoritarias de toda la región del este de África así como por representantes de los gobiernos y de organizaciones de la sociedad civil de Uganda y Kenia. Como invitados de honor asistieron la Ministra de Igualdad de Género y Cultura de Uganda, el Presidente de la Comisión de Derechos Humanos de Uganda, el ex comisionado de la Comisión Africana Bahame Tom Nyanduga, representantes del Grupo de Trabajo de Expertos en Poblaciones/Comunidades Indígenas que forma parte de la Comisión Africana, y líderes indígenas de Ruanda, Uganda, Burundi, Kenia y Tanzania. 

Los órganos de la ONU dedicados a los derechos humanos toman nota de la enorme especulación con la tierra en Papúa Nueva Guinea

En repetidas ocasiones se ha afirmado que las tierras bajo sistemas consuetudinarios de tenencia y gestión de la tierra en Papúa Nueva Guinea (PNG) cubren la mayor parte de la superficie del país, siendo la cifra normalmente aceptada un 97%. El 3% restante, que ya no depende de la tradición ni la costumbre, corresponde a «tierras enajenadas» y es gestionado por el Ministerio de Tierras y Planificación Física.  Sin embargo estas sorprendentes cifras de la seguridad de la tenencia de la tierra ocultan una verdad más cruda.

Los recolectores de miel Ogiek del Monte Elgon y los Sengwer de las colinas de Chepkitale en Kenia necesitan ayuda urgente

El 6 de junio de 2000 los páramos de Chepkitale (el lado keniata del Monte Elgon) fueron mencionados en el boletín oficial del Estado: las tierras de pastoreo y los bosques en los que los Ogiek han vivido desde tiempos inmemoriales habían sido convertidas en reserva cinegética sin consultar a los Ogiek. Como consecuencia les obligaron a abandonar sus colinas, su bosque, su miel, su ganado y su trashumancia, y les hicieron vivir en parcelas de apenas una hectárea situadas en las llanuras. A su alrededor ubicaron a otros pueblos dominantes. Exaltados por los políticos durante el período previo a las elecciones de 2007, estos pueblos formaron una milicia armada, la SLDF o Sabaot Land Defence Force (Fuerza de Defensa de la Tierra Sabaot), que violó y asesinó a los Ogiek hasta que huyeron y regresaron a las tierras altas de Chepkitale.

Venezuela: los pueblos indígenas denuncian aún más obstáculos para el reconocimiento de sus derechos sobre la tierra

Los pueblos indígenas de la Amazonia venezolana han denunciado un nuevo decreto presidencial que reduce la participación indígena en el proceso que tiene como fin reconocer sus derechos sobre sus tierras y territorios. La Constitución y las leyes de la República Bolivariana de Venezuela protegen fuertemente los derechos de los pueblos indígenas a poseer y controlar sus tierras y territorios (denominados «hábitats» en el derecho venezolano). Sin embargo, y a pesar de que los pueblos indígenas han presentado numerosas reclamaciones de tierras bien documentadas y respaldadas con detallados mapas de su uso de la tierra, el reconocimiento de esas zonas en la práctica ha sido bloqueado por la Oficina del Presidente. Se teme que el nuevo decreto dificulte aún más dicho reconocimiento.

Una asociación entre Australia e Indonesia no respeta los derechos de los Dayak

Australia e Indonesia llevan varios años colaborando en la REDD+. Esta cooperación se lleva a cabo principalmente a través de la Asociación para los Bosques y el Clima de Kalimatan (KFCP por sus siglas en inglés), con la que se pretende rehabilitar 100 000 hectáreas de pantanos de turba en Kalimatan Central. La zona forma parte del megaproyecto de arroz de Soeharto, que fracasó en su intento de cultivar arroz y sin embargo redujo los sistemas agroforestales de docenas de comunidades Dayak a eriales de turba en combustión.

Acuerdo territorial sin precedentes en una zona de expansión del aceite de palma en Borneo

Una nueva plantación de palma de aceite que está siendo desarrollada en la parte indonesia de la isla de Borneo (en Kalimantan Occidental) y que había obtenido un permiso del Gobierno, ha renunciado tierras comunitarias. Tras intervenciones de representantes de la comunidad local y algunas ONG, la empresa PT Agro Wiratama, integrante de la Mesa Redonda sobre el Aceite de Palma Sostenible (RSPO por sus siglas en inglés) y subsidiaria del grupo gigantesco, Musim Mas, accedió a renunciar a más de 1000 hectáreas de su concesión de 9000 hectáreas y devolvérselas a la comunidad. Esto es un hecho sin precedentes en el contexto de una pauta de desarrollo en virtud de la cual se han establecido plantaciones de palma de aceite a gran escala en millones de hectáreas de tierras pertenecientes a pueblos indígenas sin el consentimiento de estos. El Forest Peoples Programme descubrió los planes de PT Agro Wiratama para abrir esta zona en el sitio web de la RSPO y alertó a socios de ONG de Borneo, quienes se pusieron a trabajar con la comunidad local y la ayudaron a negociar con la empresa y el gobierno local para asegurar el reconocimiento de sus tierras.