El pueblo Teribe de Costa Rica exige respeto a sus derechos en relación con la represa del Diquís

Mapa del embalse de la presa Diquís y territorios indígenas afectados. © ICE, adaptados por A.Morales
By
ICE (Costa Rican Institute of Electricity) adapted by Alancay Morales

El pueblo Teribe de Costa Rica exige respeto a sus derechos en relación con la represa del Diquís

Por más de 40 años, el gobierno de Costa Rica ha planeado la construcción de una de las represas más grandes de Centroamérica. El plan ha sido modificado en varias ocasiones debido a duras críticas por su potencial impacto negativo – especialmente sobre los pueblos indígenas. En el 2008, el gobierno de Costa Rica declaró de interés público y conveniencia nacional el PH Diquís, dando pleno apoyo para su construcción. La propuesta de la represa del Diquís inundará más del 10% de las tierras tradicionales y tituladas del pueblo Teribe, y más del 5% de las del pueblo Cabécar. El pueblo Teribe considera que la Represa del Diquís representa una grave amenaza a su supervivencia como pueblo, ya que los Teribe tienen una población cercana a 750 personas.

El pueblo Teribe ha exigido el respeto a sus derechos humanos, los cuales les han sido negados, abiertamente por el gobierno, en especial su derecho al consentimiento previo, libre e informado (CPLI); el gobierno ni siquiera ha accedido a realizar un proceso de consulta con el pueblo Teribe.

Debido a la amenaza de daños irreparables a sus tierras y a su supervivencia como pueblo, los Teribe acudieron al Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial (CERD) de las Naciones Unidas, utilizando el procedimiento de alerta temprana y acción urgente. El CERD expresó su profunda preocupación en relación a la falta de garantías para el pueblo Teribe en esta situación, y solicitó que el gobierno de Costa Rica asegure la participación efectiva del pueblo Teribe en la toma de decisiones y defina cómo obtendrá su consentimiento previo, libre e informado.

Además, en un estudio realizado por la Clínica de Derechos Humanos de la Universidad de Texas, se determinó que los Teribe sufren serias violaciones de derechos humanos y este caso  se considera “emblemático de los problemas estructurales que enfrentan los pueblos indígenas.”

El gobierno de Costa Rica no ha emitido una respuesta a la carta del CERD ni al reporte de la Clínica de Derechos Humanos. Miembros del pueblo Teribe han determinado que si no reciben respuesta del gobierno utilizarán mecanismos vinculantes nacionales y/o internacionales como el sistema interamericano de derechos humanos y la Organización Internacional del Trabajo.

 

 

Líder Teribe ofreciendo una conferencia de prensa en la que denuncia los efectos ambientales de la presa Diquís. © Jehry Rivera
By
Jehry Rivera